martes, 3 de junio de 2014

Tarta Tiffany de Pinker Please

Nuestra amiga Carmen Framil de Pinker Please, nos envía otro tutorial, de una tarta que no puede ser mas "fashion" una tarta TIFFANY'S (como la famosa joyería) nos encanta!!

Gracias Carmen!!



"Ya sé que puedo parecer muy frívola, pero para mí no es lo mismo soplar las velas sobre «una tarta cualquiera» que hacerlo sobre una dulce preciosidad. Y os aseguro que está al alcance de todos. No es nada difícil, de verdad. Imaginaos que preparáis esta tarta para una amiga que está de cumpleaños...estoy segura de que se sentirá súper feliz!!!"

La Tarta Tiffany con cobertura de fondant puede ser el postre ideal para tu próximo high-tea o para una fiesta de cumpleaños muy girly.

En este tutorial, encontrarás todos los trucos (incluido el del color) y el paso a paso de su elaboración. 


PASO 1. Elabora el bizcocho

Esta tarta queda espectacular con bizcocho de chocolate y confitura de fresas salvajes. Podéis elaborar el bizcocho con la receta que más os guste, pero si os apetece también podéis hacerlo con la mía, que os aseguro os va a encantar. 

Yo uso la misma receta del bizcocho de la tarta de rosas que os explicaba aquí (link al post de la Tarta de Rosas). Lo único que varía es el cambio de chocolate blanco por chocolate negro (mínimo 53% de cacao), una pequeña reducción de la harina y, a cambio, el añadido de unos gramos de cacao en polvo. 

Además, como esta tarta simula una caja de regalo, queda ideal si la hacemos en un molde cuadrado, con bastante altura, y, para ello, es necesario aumentar un poco la cantidad de cada ingrediente.

Estas son las cantidades:

190 g de chocolate negro
255 ml de leche
320 g de azúcar moreno blando
165 g manteqilla ablandada
3 huevos grandes
300 g de harina
1 cucharadita de levadura en polvo
15 g de cacao 
1 pizca de sal

PASO 2. Lamina el bizcocho en tres, con la ayuda de una lira (el cortador de bizcochos que veis en la foto) o un simple cuchillo.


PASO 3. Unta la mermelada entre las láminas de bizcocho y por encima y los laterales, para que el fondant pueda adherirse con facilidad a nuestro pastel.
Ahora ya tienes preparado el bizcocho para la decoración.


PASO 4. Cubre el pastel con fondant:

Colorea: Para cubrir el pastel, os aconsejo que uséis la mejor calidad de fondant que podáis encontrar. A mí me encanta «PME», porque me da la sensación de que es mucho más fácil de trabajar que otros; además, no se rompe al trasladarlo desde el tapete (o encimera de la cocina) al bizcocho.

Cuando voy a hacer una tarta siempre compro un kilo de fondant. A veces es demasiado, como en este caso, pero así me aseguro de tener suficiente, tanto para la cobertura, como para la decoración (el lazo en este caso). Lo que os sobre, podéis guardarlo bien cerrado en papel film para otra ocasión. 


Para tu tarta Tiffany, separa unos 600 g de fondant blanco y añádele 9 partes de color azul celeste y una parte de amarillo limón, los dos de la casa Wilton. Hazlo siempre con un palillo y con mucha precaución, para no sobrecargar de color el fondant.

Mezcla bien el fondant, amasándolo con fuerza para que el color quede uniforme.


Extiende el fondant: Forma una bola y extiende el fondant sobre un tapete ligeramente engrasado con manteca vegetal para evitar que se pegue. Hazlo con la ayuda de un rodillo hasta conseguir un cuadrado que supere al menos en 8 cm la medida que resulta de sumar la base de nuestro molde y la altura de ambos laterales.

Ayudándote del rodillo, traspasa el fondant y colócalo sobre el bizcocho. Ten cuidado de centrarlo bien para que te quede fondant suficiente por los cuatro lados.


Ahora, con mucho cuidado y con las manos ve pegando el fondant a tu pastel. Se trata de acariciar la cobertura, empezando siempre por arriba y bajando poco a poco por cada lateral, levantando de vez en cuando con cuidado los bordes del fondant, para que pueda salir el aire a medida que con la mano vamos acariciando los laterales, adhiriendo el fondant a nuestro pastel. Es muy importante que no cortes y retires el exceso de fondant hasta el final, pues su peso es necesario para conseguir que los laterales queden perfectos.
Puedes mezclar una cucharadita de maicena con otra de azúcar glas y espolvorear una pequeña cantidad sobre la tarta para facilitar su pulido.

Ayudándote de un alisador, pule la superficie de tu tarta. Pásalo varias veces por los laterales y marca bien los bordes inferiores. Con un cortapizzas o un cuchillo, corta el exceso de fondant.

PASO 5. El lazo:

Para formar el lazo necesitas mezclar 2 partes de pasta de goma con una parte de fondant de color blanco. Mezcla bien esta pasta y, con la ayuda de un rodillo, extiéndela sobre tu tapete, ligeramente engrasado con manteca vegetal, formando una fina película. Corta tiras de unos 5 mm de grosor y 2 cm de ancho. Yo tengo un cortador especial para hacerlo, pero es muy fácil también con una regla y un cuchillo.

Como podéis ver en la foto, ahora pegaremos las tiras sobre nuestra tarta. Es muy sencillo. Primero adherimos las tiras que van pegadas a nuestra tarta y por último damos forma al lazo. Es muy importante que coloquemos una bolita de papel de cocina en el interior de cada una de las aberturas del lazo, mientras éste se seca. Así se endurecerá la lazada con su forma, quedando firme y ahuecada.

Podéis comprar el pegamento comestible o hacerlo vosotras mismas, desmenuzando trocitos pequeños de pasta de goma en un poco de agua. Yo siempre lo hago, porque se disuelve rápido y en cinco minutos tengo el pegamento listo para usar.


PASO 6. Tiffany:

Por último, con un rotulador negro de tinta comestible, escribimos sobre nuestra tarta. 
Ya está lista tu tarta! Te dará pena cortarla, pero te aseguro que su sabor y textura te enamorarán...Disfrútala!!!!

Y si quieres completar el efecto... unas Kukis Tiffanys!


2 comentarios:

Rosa Myrna Baez mora dijo...

precioso!!

Yudy Luciano dijo...

Una pregunta, como puedo combertir gramos en tazas y el fondan se puede fabricar en casa?