jueves, 11 de septiembre de 2014

Mousse de chocolate blanco

Otra vez hemos conseguido que Carmen Framil, de Pinker Please, se meta en la cocina y nos prepare un postre de los suyos... esta vez su famoso mousse de chocolate blanco, que yo ya había tenido el placer de probar y es para chuparse los dedos!!! Aquí dejo su tutorial!


Uno de los postres que tienen más éxito en casa es la mousse de chocolate. LLevaba años haciéndola de chocolate negro y, hace unos meses, por casualidad, descubrí esta receta con chocolate blanco y me encantó porque su textura es muy suave y su sabor irresistible. 

Su elaboración es muy sencilla, pero requiere unas horas de reposo antes de su finalización. Durante esas horas, me da tiempo a trabajar o a hacer algún post para mi blog de moda Pinker Please  Te animo a que la prepares, no te arrepentirás.


INGREDIENTES
270 g de chocolate blanco
500 g de nata para montar
4 cucharadas colmadas de azúcar glas 
1 cucharadita de pasta de vainilla

ELABORACIÓN
Calienta la nata en un cazo a fuego lento y cuando empiece a hervir retírala inmediatamente del fuego.


Vierte la nata ya caliente en un bol y añádele el chocolate blanco cortado en trocitos y la cucharadita de pasta de vainilla.


Bate con unas varillas hasta que la mezcla quede homogénea.

Mete en el frigorífico el bol con dicha mezcla y deja reposar durante 8 horas aproximadamente. Yo suelo dejarlo durante toda la noche.


Pasado ese tiempo, retira el bol del frigorífico y añade a la mezcla el azúcar glas (azúcar en polvo) tamizada y bate con una batidora eléctrica de varillas hasta que la crema adquiera una textura esponjosa, la textura de mousse.


Puedes decorar la mousse con frutas, conguitos, lacasitos, pequeñas nubes...


martes, 2 de septiembre de 2014

Tutorial efecto merengue!

Hoy estamos generosas y vamos a regalar un tutorial para pintar galletas que estamos seguras te va a encantar!!


Como hemos dicho en anteriores post, existen dos técnicas para pintar galletas, con fondant, y con glasa. Nosotras solo trabajamos con glasa (un merengue hecho con clara de huevo y azúcar glas). 

Aunque la técnica con glasa es más laboriosa, nos parece que el resultado es más fino y bonito, y sobre todo... las galletas tienen mejor sabor. Y es importante no olvidar que lo que estamos haciendo son galletas, y el sabor es importante.

Si ya has trabajado con glasa, sabras que usando diferentes boquillas y diferentes espesores de azúcar, podemos lograr muchos acabados distintos. Con este acabado, el “efecto merengue” puedes lograr un resultado espectacular. 


Necesitarás espesar el azúcar hasta que la consistencia que tenga se parezca a una pasta de dientes, la glasa debe quedarse pegada en la cuchara. Utiliza una boquilla en “flor”. Las hay de diferentes tamaños, y debes elegir el tamaño en función del efecto que quieras lograr. Para estos pastelillos hemos usado una boquilla en flor número13.

Una vez introducido el azúcar en la boquilla es importante no aplastarlo, lo vas dejando caer sobre la galleta. Tendrás que hacer fuerza estrujando la manga ya que el azúcar debería estar bastante duro.

Ve haciendo movimientos en ondas y no coloques más que una capa, sino quedará demasiado azúcar y puede aplastarse la forma.


Puedes rematar el acabado poniendo alguna decoración de azúcar. En este caso hemos colocado corazoncillos de azúcar que le dan un toque más especial y resaltan el efecto 3D.

miércoles, 30 de julio de 2014

Un remate diferente!

Hoy queremos explicaros una técnica que usamos en KUKIS que da un resultado muy divertido. Es el "manchado" de color, que nosotras usamos sobre todo para dar expresión y "calor" a algunos modelos de galletas.




En este simpático helado hemos utilizado varias técnicas de pintado, pero ahora vamos a centrarnos en esta técnica de "manchado" que nos parece novedosa y sencillita.

Cuando tienes la base de la galleta pintada y seca, pon un poco de glasa con el color que quieres usar sobre el papel de seda. Moja un bastoncillo con un poco de esta glasa con color, y "mancha" ligeramente la zona que quieres pintar con esta técnica.




Con un bastoncillo limpio, "emborrona" la zona que has manchado, quitando el exceso de glasa.




El efecto debería quedar como en la foto.

Después solo queda rematar la galleta y dejarla secar para que la disfruten!!



¿No son divinos estos coloretes?

jueves, 24 de julio de 2014

Mini cup-cakes de vainilla y ... caipirinha!!

Otra vez nuestra amiga Carmen Framil de Pinker Please se ha metido en la cocina y nos regala un post, los cup cakes los trajo para comérnoslos con las amigas y doy fe de que están ESPECTACULARES!! Ahora me queda probar y hacerlos yo... os dejo las instrucciones de Carmen:



"Hoy os propongo unos mini cupcakes muy ligeros y esponjosos. Estos pastelitos son ideales para acompañar un café o un té helado a media tarde en los calurosos días de verano. Para la elaboración del bizcocho he utilizado la misma receta que la de mi tarta Tiffany. Y, para el glaseado, dos diferentes sabores vainilla y caipirinha

Os confieso que el glaseado de vainilla es uno de mis favoritos porque combina de maravilla con el intenso sabor a chocolate del bizcocho, pero si probáis el de caipirinha os sorprenderá por su originalidad y estoy segura que, igual que a mí, os encantará.


INGREDIENTES
Para los cupcakes
190 g de chocolate negro
255 ml de leche entera
320 g de azúcar moreno
165 g de mantequilla ablandada
300 g de harina 
3 huevos grandes
1 cucharadita de levadura en polvo
15 g de cacao
1 pizca de sal

Para el glaseado
200 g de mantequilla ablandada
200 g de queso crema entero (yo utilicé Philadelphia)
500 g de azúcar lustre o glas
1 cucharadita de pasta de vainilla
1 cucharadita de pasta de caipirinha


Utensilios que necesitarás
Un molde para cupcakes o mini cupcakes (yo utilicé dos moldes de 24 mini cupcakes)
Cápsulas de papel (yo las utilicé de color marrón)
Una manga pastelera con una boquilla de estrella y una espátula
Florecitas de azúcar o fondant o pequeñas gominolas para decorar

PASO 1: Elaboración de los cupcakes

Precalienta el horno a 170º C.
Prepara la masa de los cupcakes con la misma receta que la del bizcocho de chocolate de la Tarta Tiffany que podéis ver aquí (enlace a la tarta tiffany del blog de kukis). Rellena cuidadosamente las cápsulas de los mini cupcakes que previamente habrás colocado en un molde con 24 cavidades, pero solo hasta la mitad. Para hacerlo, yo me he ayudado de una cuchara de servir helado, pero podéis hacerlo con una normal o con una manga pastelera. 
Estos mini cupcakes se hornean muy rápido (unos 12 minutos). Para saber si están listos, puedes pinchar uno con un palillo; si sale limpio, estará perfecto.


PASO 2: Elaboración del glaseado
En un bol, bate el queso hasta que quede cremoso y sin grumos. En otro bol, bate con unas varillas el azúcar glas con la mantequilla ablandada (a temperatura ambiente) hasta que la mezcla quede esponjosa y cremosa. Poco a poco, incorpora la crema de queso a la mezcla de mantequilla y azúcar y sigue batiendo unos minutos a velocidad media-alta. 

Divide esta crema en dos boles diferentes y añade a uno de ellos una cucharada de vainilla y, al otro, una de concentrado de caipirinha.

Mete en el frigorífico los boles hasta que la crema cuaje (una media hora)

PASO 3: Decoración
Yo he utilizado dos técnicas diferentes para la decoración de los cupcakes. Para los de vainilla, apliqué una generosa capa de buttercream -glaseado- con una pequeña espátula y los decoré con unas flores de fondant.


Los de caipirinha, los decoré con ayuda de una manga pastelera y una boquilla en forma de estrella. Empezando por el centro, fui formando una caracola hasta el borde del cupcake y, luego, desde el borde, apliqué otra capa de glaseado, rematándola en el centro. Para decorarlos, coloqué sobre cada uno una pequeña jelly de limón".




miércoles, 16 de julio de 2014

Galletas azul Tiffany

El color que en KUKIS llamamos azul Tiffany (como la famosa joyería) nos vuelve locas; lo encontramos elegante, fresco, delicado... pero no es fácil encontrarlo en el mercado. ¿Qué pasa cuando quieres hacer un color muy concreto, y no tienes el colorante que necesitas? 

Hoy vamos a contarte cómo trabajamos en KUKIS el color.

Lo primero que necesitas es glasa.  La glasa está hecha a base de una mezcla de clara de huevo y azúcar glas sobre la que posteriormente añadiremos los colorantes.

Encontrarás muchas recetas de glasa en las que utilizan claras de huevo frescas, pero nosotras preferimos usar clara de huevo pasteurizada.


Nuestra medida es una clara de huevo por cada 100 gramos de azúcar glas.

1. Tamiza el azúcar glas necesario para la cantidad de claras de huevo que vayas a utilizar.


2. Bate las claras en un recipiente totalmente seco hasta que estén a punto de nieve (como un algodón).


3. Añade muy lentamente el azúcar glas y sigue  batiendo hasta obtener una masa homogénea.



Una vez tengas la glasa lista, tienes que preparar el color. Nosotras usamos los colores como si trabajáramos con acuarelas o oleos, es decir, mezclándolos.



Para hacer el color azul TIFFANY que tanto nos gusta, necesitas azul, y amarillo limón. Nosotras usamos azul líquido, y amarillo en gel. En la imagen de abajo puedes ver la proporción que usaremos de cada color. 




Mezcla bien el color, y si ves que falta amarillo o azul, puedes ir agregando más. Nuestra recomendación es que empieces poniendo muy poco y vayas aumentando la cantidad del color. Es más fácil añadir que retirar...



Este color azul verdoso de Tiffany combinado con blanco nos parece perfecto para galletas de boda, ya que evoca el lujo de la joyería. ¿No os parece muy elegante?



Abajo puedes ver la caja completa de boda de Kukis Fiesta combinando estos colores con el gris plata. Hasta las flores de la novia y la corbata del novio van a juego! 

Así que ya sabes cómo conseguir este color tan delicado, y si no te animas a hacerlo en casa, siempre nos puedes encargar directamente la caja y te la enviaremos de regalo a la dirección que nos indiques ;-) (dentro de Europa)


martes, 15 de julio de 2014

Cremitas, cremitas!!!

Hoy hablamos de cremitas, pero no de las que van en la tarta, sino de las cremitas que a todas las mujeres nos vuelven locas... Las cosméticas!! 

Hoy hemos disfrutado por primera vez las maravillas de ser BLOGGER!!! y es que nuestros amigos de CREA-M nos han mandado sus cremas para probarlas!!! 

Casi nos desmayamos cuando hemos visto el paquete.


Lo primero que nos ha emocionado han sido las cajas... preciosas, súper sencillas y modernas, pero es que luego al ver los botes hemos pegado un grito colectivo en el taller... ¡qué monada!

Casi nos hemos tirado en plancha a probarlas todas.... y vamos a tener que hacer un pedido serio porque nos han ENCANTADO!!


Luego nos hemos puesto a leer todos los mensajes en los botes. Reconozco que estoy harta de las típicas promesas vacías de muchas cosmética... y estos mensajes divertidos, coloquiales, nada pretenciosos y con un toque de humor me han parecido un soplo de aire fresco...

Obviamente no sé qué resultado darán a largo plazo, pero la primera impresión no ha podido ser mejor y según nos han dicho los resultados no tardan mucho en notarse, ya os iremos contando. Por ahora confirmamos que el olor, la textura, la presentación, el buenrollismo que destilan... todo nos ha encantado.


Yo soy muy sibarita con las cremas y me da hasta vergüenza reconocer que creo haberlas probado casi todas (en serio). Soy especialmente maniática con la textura y el olor. Mis cremas deben oler muy bien, pero el olor debe ser sutil, no puede ser tan fuerte que tape el del perfume... las cremas de
CREA-M cumplen ese requisito a la perfección. En cuanto a la textura odio las cremas pringosas que te dejan la piel como si estuviera sucia o sudada, estas cremas se absorben enseguida y la sensación es fresca y limpia...


Así que nuestra primera experiencia como bloggers mimadas a las que les mandan cositas preciosas para probar no ha podido ser mejor! Gracias a las chicas de CREA-M, y de verdad felicidades por este proyecto tan bonito y tan bien hecho.

Creo que a partir de ahora tenéis un par de clientas nuevas por aquí, y por cierto, esta crema de hidratante corporal se queda en el taller, que con tantas horas de trabajo, tenemos que cuidarnos.


lunes, 14 de julio de 2014

Chocolate-Chocolate-Chocolate chips!

Vale, lo admitimos! No es justo presentaros la probablemente mejor receta del mundo de Chocolate chip cuando estamos en mitad de la operación bikini, pero estamos de lunes, y algún caprichito hay que darse, ¿no?

Hemos descubierto esta receta en la web de nuestra admirada I am a Baker, y no hemos podido resistir la tentación.

¿Vamos a por ello?



Ingredientes:

  •  1 taza (aprox 180 gr./6 onzas) de chocolate semi dulce en trozos.
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 2 tazas de harina especial pastelería (aprox. 300 gr/10,5 onzas)
  • 1 y 2/3 tazas de harina común (aprox. 250 gr/8,5 onzas)  
  • 1 y ¼ cucharaditas de bicarbonato
  • 1 y 1/2 cucharaditas de levadura
  • 1 y 1/2 cucharaditas de sal
  • 1 y 1/4 tazas de mantequilla sin sal
  • 1 y 1/4 tazas de azúcar moreno (aprox. 285 gr/10 onzas)
  • 225 gramos (8 onzas) de azúcar blanco
  • 2 huevos tamaño grande (a temperatura ambiente)
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • Una taza (aprox. 180 gr/ 6 onzas) de chips de chocolate blanco.
  • Dos tazas (aprox. 360 gr/ 12 onzas) de chips de chocolate con leche.


Instrucciones:
- Derrite (al baño María o al microondas) la taza de chocolate semidulce junto con las 2 cucharadas de mantequilla y remueve hasta que esté bien disuelto.  
- Tamiza la harina, el bicarbonato, la levadura y la sal en un bol y déjalo aparte. 
- Usando una batidora, remueve la 1 y ¼ taza de mantequilla sin sal y el azúcar hasta que esté suave. (alrededor de 5 minutos) Añade los huevos de uno en uno. 
- Añade poco a poco el chocolate derretido al principio y la vainilla. 
- Con la batidora a velocidad lenta añade los ingredientes secos, mezclando hasta que queden bien ligados. Incorpora los chips de chocolate. 
- Deja enfriar la masa durante 24-36 horas. 
- Antes de hornear precalienta el horno a 180 º C 
- Deja caer cucharadas de masa en la bandeja de horno y hornea durante 10-12 minutos.




Algunas recomendaciones: 

Utiliza el mejor chocolate posible, ya sabes que para obtener resultados de calidad hemos de usar ingredientes de calidad.

Es muy importante respetar el tiempo de enfriado de la masa, añade un día al proceso, pero merece la pena. 

Tampoco olvides añadir la sal, marca la diferencia. 

Y sobre todo, no te pases con el horneado, la mejor manera de comer estas galletas es cuando están ligeramente derretidas por el medio….




Mmmmmmm, ahora a disfrutar!!